Tengo un problema. Soy de aquellas personas que después del trabajo sigue trabajando mentalmente. Y como comprenderás es súper agotador. Es por ello que hace un tiempo me propuse, dejar el trabajo donde tiene que estar. En el trabajo. Quizás tengas el mismo problema que yo, pero tranquilo hoy te daré 6 consejo para que te sientas libre y puedas bajar tus niveles de estrés. Comencemos.

1. Busca el equilibrio

Es importante que mantengas un equilibrio entre tu trabajo y tu vida personal, ya que la una o la otra te puede afectar directamente. Intenta no vivir para trabajar, disfrútalo a pesar de todo el estrés que esto implica. Como trabajadores sociales, muchas veces nos toca, llevar casos que son de alta complejidad y peor aún muchas veces nos hace sentir identificados de alguna u otra manera, lo cuál provoca que nos llegue más allá de lo profesional. En estos casos te aconsejo, que des lo mejor de ti, pero en el trabajo.

Tu familia, todos los días quiere recibirte como saliste en la mañana. No una persona llena de cargas, que lo único que hace es estar idiota o preocupado. Mantén el equilibrio, es necesario. Asi que, te daré unos 10 minutos para que ideas una estrategia, y así lograr en primer lugar tu estar tranquilo y que tu familia pueda disfrutarte como se merece.

2. Fija tus horarios de trabajo

Este consejo tiene completa relación con el consejo numero 1, ya que si bien estás tratando de llevar un equilibrio entre tu vida laboral como personal, es importante que fijes horarios. Aún que fueras Freelance, es importante mantener una agenda bien planificada, ya que esto te ayudará mentalmente a estar más organizado, lo cual traerá buenos beneficios. En más de una ocasión me toco ver a compañeros de trabajo, que realmente dejaban su vida por el trabajo. Si bien es de admirar la pasión que se pone en cada una acciones, no te debes olvidar que también tienes familia, novio, novia, amigos, que necesitan de tu tiempo, y por sobre todo que este sea de calidad.

Si trabajas 8 horas diarias, entrégate con toda la pasión que te caracterice, pero fíjate limites en tus horarios. Todos necesitamos tiempo para descansar y tomar un respiro, para generar nuevas ideas o simplemente liberar la menta del estrés. Como consejo, es que si no tienes una agenda, compres una o utiliza la agenda de tu celular o la de google. Pero de alguna manera tienes que organizarte, te aseguro que esto te dará muy buenos resultados.

3. Compartir con amigos

Es mejor tener pocos pero buenos. Dentro de la semana dedica un par de horas para visitar a tus amigos o esperarlos en tu casa. Lo más importante, es que disfrutes el momento de estar con ellos, hagas presencia presente. Ya que serán esos momentos de calidad, que te despejarán de todo aquello que te pueda estar provocando algún estrés.

Basado en este consejo, organiza tu agenda para que puedas tomarte un día libre para visitar a los amigos, y a disfrutar se ha dicho.

 4. Haz ejercicios

La semana pasada retomé el gimnasio, y ni te imaginas como quede de adolorido! Pero créeme que fue tremendamente liberador, ya que el realizar ejercicios te ayuda a liberarte de presiones o ansiedad, cuando terminas tus rutinas te sientes con una sensación muy agradable – a pesar del cansancio -. Con esto a la mañana siguiente, tendrás más energías para destinar a tu trabajo o actividades personales.

Por otra parte, el estar fuera del escritorio te dará nuevas perspectivas de tu trabajo o como abordar ciertas situaciones. Muchas veces las ideas para el blog se me ocurren mientras hago ejercicios, por que a veces paso horas sentado leyendo para ver que publicar. En resumen, intenta salir a correr o inscribirte en algún gimnasio, tu cuerpo, tu pareja y familia te lo agradecerán, lo más importante es que tu te sentirás mucho mejor.

5. Desconéctate de las pantallas

Por si aún no lo haz notado, soy fanático de la tecnología. Podría pasar horas frente a un computador y no me aburriría jamás. Pero todos los extremos son malos, es por ello que algunas veces no prendo el computador en toda una mañana – para mi es un logro -. En esos tiempos intento leer algo que me distraiga o simplemente para aprender algo nuevo. Me gusta mucho disfrutar de la playa muy temprano en la mañana. Y cada vez que puedo voy a relajarme, y eso me ayuda a olvidar el estrés que llevo de mi trabajo, lo cuál trae beneficios a mi vida, porque me quita las idiotez de aquellos días.

Como consejo, te desafío que apagues por un día tus dispositivos sobre todo después del trabajo, para que puedas destinarle a tu familia un tiempo de calidad. Se lo merecen. Créeme que es difícil, pero no imposible, si sigues el siguiente consejo.

6. Practica, practica y practica

La única manera que veas resultados para todo, es que debes prácticas, practicar y practicar, ya que será esto que te lleve al éxito. No dejes que estos 6 consejos sean un simple texto, y mañana vuelvas a la rutina de siempre, intenta colocarte metas e ir avanzando de a poco. Cuando comiences a ver resultados, te aseguro que no querrás volver atrás, tu familia y amigos te lo agradecerán.

Recuerda que todos los desafíos en la vida son una carrera de fondo y no una maratón, debes ir quemando etapas. Te invito a que compartas este material con aquel amigo que sabes que vive para trabajar y que se está perdiendo lo hermoso de la vida. Leer un libro, ir a un museo, sentarse frente al mar, escuchar música, conversar con un desconocido, y tantas cosas más.

Espero que realmente te sirvan estos consejos, no olvides comentar y compartir. Respondo cada comentario que me hacen, yo feliz de leerte.

¿Aplicas alguno de estos consejos?
¿Que haces para no llevarte el trabajo a casa?

Libreria de Trabajo social - El Blog de Daniel

TE PODRÍA INTERESAR